SITE ODISEO  |  ODISEO MEDIOS  |  FACEBOOK  |  YOUTUBE  |  TWITTER  |  LINKEDIN
Yerba mate orgánica en Argentina


Beyond Organics

Me llegó a casa la última Ode, con una nota sobre una nueva generación de empresas que van más allá de la producción orgánica. Se trata de emprendimientos de negocios que ponen el acento en la transparencia, la responsabilidad social corporativa, la autenticidad, la lucha contra la pobreza y la protección de la naturaleza. Son verdaderas empresas y empresarios Triple Bottom Line.
Emprendimientos como el de yerba mate Guayakí o Sambazon muestran que los negocios pueden ser también una fuerza restauradora. Lo llaman “market-driven conservation”.
Jay Walljasper, editor de Ode, viajó al Parque Nacional Iguazú para conocer con sus propios ojos cómo Guayaki está revolucionando la forma de producción de yerba mate en algunos campos de la zona.
Guakaki fue fundada en 1996 por Alex Pryor y David Karr, dos estudiantes californianos. Pryor creció en Argentina y cuando viajó para estudiar en Estados Unidos, se llevó una buena provisión de yerba y muy pronto contagió a sus compañeros con la costumbre de tomar mate en la época de exámenes, ya que los ayudaba a mantenerse despiertos estudiante de manera menos agresiva que el café. Muy pronto, decidieron introducir el mate en el mercado norteamericano.
Ahora Pryor vive en Buenos Aires mientras Karr controla el negocio desde Estados Unidos, donde venden la yerba en saquitos de té y como bebida envasada. Toda la yerba que usan fue cultivada de una manera muy especial: bajo la sombra de los árboles de los bosques nativos. La mano de obra son aborígenes de la etnia Ache Guayaki de Paraguay y algunos emprendimientos en Argentina y Brasil.

Lo extraño es justamente la forma en que cultivan la yerba: bajo los árboles de bosque nativo, sin podarlos. Según explica el periodista de Ode, la yerba orgánica es mas dulce, tiene más aminoácidos, vitaminas y minerales que la que consumimos cada día en Argentina.

Lo que más llamó mi atención es que la tendencia va más allá del comercio justo, del no uso de pesticidas. Se trata de promover actividades económicas con el fin de conservar los ecosistemas y restaurar aquellos que han sido dañados en el pasado.

Dejá una respuesta

*